miércoles, 7 de julio de 2010

Cuentos con moraleja: El hijo del búho

El cuento del hijo del búho lo encontré en una colección de cuentos que recopiló Jean-Claude Carrière, más conocido por su faceta de guionista, en muchas ocasiones con Luis Buñuel. Carrière se pasó muchos años recopilando cuentos de todo el mundo y los publicó en un libro muy recomendable titulado “El círculo de los mentirosos”, que aquí publicó la editorial Lumen. No es el único relato que rescataré de esta colección, que Carrière tiene un paladar exquisito para reconocer los buenos cuentos y la capacidad de condensarlos para dejarlos en su esencia.

Lo escribo, como siempre, al dictado de la memoria:

Una noche se encontraron dos búhos que eran amigos de toda la vida, pero que hacía tiempo que no se veían. A uno de ellos se le veía especialmente radiante de felicidad y el otro le preguntó qué le pasaba.-Acabo de tener un hijo -respondió-. Y es un niño maravilloso, guapísimo, extraordinario.El otro búho no se mostró tan entusiasmado. Esto fue lo que le dijo:-Mejor espérate a que amanezca para poder verlo mejor.

Quería contar esta historia para dedicársela a todos mis amigos búhos y búhas que acaban de tener descendencia. Este fin de semana, sin ir más lejos, he quedado a comer con un grupo de amigos de toda la vida que últimamente veo menos, justamente desde que quisieron que el género humano no se quedara sin su aportación particular y decidieron procrear. Será una comida animada, con un montón de críos cagones y babosos gritando y reivindicando el ombligo del mundo. Con todo, he de reconocer que son unos niños maravillosos, guapísimos y extraordinarios. Al menos hasta que amanezca.

2 comentarios:

PEDRO dijo...

No sabría decir si este búho es catastrofista o escéptico, la verdad... :)

Félix Chacón dijo...

Opino que prudentemente escéptico...